Bôto

Na praia de dentro tem areia
Na praia de fora tem o mar
Um bôto casado com sereia
Navega num rio pelo mar
Tom Jobim “O bôto”

ayax-1

El bôto es un mamífero cetáceo nativo del Amazonas y de las costas de los mares muy parecido al delfín.
Según la leyenda popular por las noches el bôto sale de las aguas, se viste de blanco, oculta su gran nariz con el ala de un sombrero, y seduce a las mozas dejándolas encintas.
En muchos poblados costeros de la cuenca del Amazonas y de las playas del mar del norte de Brasil muchachos y muchachas “filhos de bôto” acompañan a sus madres, sirenas con piernas, que recuerdan la noche inolvidable e irrepetible de la visita y el coito.

Mi primer recuerdo del mar está asociado a una playa con fuertes olas heladas, enormes desde mi perspectiva. Seguramente en la costa argentina o uruguaya del Atlántico, durante algún veraneo con la familia mientras era arrastrado por mi padre para que saltara esas olas.
No sé a partir de cuando dejé de temerlas y aprendí a gozar con ellas.

El mar cálido del Brasil me embriagó en plena adolescencia; largos días de un perpetuo verano en casa de mi abuela junto a Arpoador en Río, de la mañana a la noche agotaba todas mis fuerzas para aprender las lecciones de como sostenerme y pasear sobre las olas montado en una tabla.

Más tarde y más al norte, en Fortaleza, el sol más fuerte, un mar más caliente y el viento potente que hace zumbar los molinos junto a la playa y que hincha las velas de los saveiros; y el nuevo desafío: agregar una vela a la tabla, y practicar hasta convertirme en un idóneo instructor de windsurf.

Toda esta cadena de sucesos afortunados me llevaron a Jericoacoara, para lo que yo creía era simplemente gozar de la naturaleza y conocer desde mi puesto de instructor gente distinta cada semana.

Jugando al sumiso por internet una noche se efectuó el contacto, y a los pocos días en ese lugar remoto y mágico el encuentro.

Yemanyá dirían los nativos llenó de magia el día en que El me llegó y me llenó.
Cariñosamente me llamó “bôto”, y así me suele decir cuando me ve tan entusiasta entrar al mar.
Como una semana en Calamian donde abandonando toda convención, la choza de un islote primitivo fue testigo de nuestra vida salvaje.

Este último fin de semana en un rincón de Angra dos Reis, volvió a llamarme bôto al verme saltar desnudo al mar picado, disfrutando del tiempo tormentoso.

Más tarde en la noche el confort de la civilización nos abandonó junto con la energía, el viento apagó las velas y solo los relámpagos alumbraron nuestros cuerpos sudorosos entrelazados.
Allí ya no sé quién fue el bôto de quién, pero el coito; los coitos como dice la leyenda fueron fabulosos.
Se despilfarró el abrazo, el mordisco, las penetraciones y el esperma. La tormenta estalló la lluvia y los orgasmos.

Ahora recuerdo esa noche tan cercana con la misma ilusión de repetirla que la ilusión de las muchachas del noreste, las que ruegan en escondidas por la visita de la leyenda.

Autor: Oveja negra

Peca y no te arrepientas. Todo es efímero.

8 comentarios en “Bôto”

  1. Me ha gustado mucho esa alusión a la mitología popular y a como la falta del confort a que estamos acostumbrados nos modifica. Sería muy interesante que cuentes sobre esa semana “salvaje” en Calamian, no sabía de que se trataba busqué en la web y descubrí ese lugar soñado en el mar de la China.

    Le gusta a 1 persona

  2. Delfín! creí que nunca le habías temido al mar ni a las tormentas, te acuerdas de Palawan y las perradas que me hacías, todavía tengo el gusto del agua salada que me hiciste tragar (Jaja)
    I love you (a pesar de todo, jaja)

    Le gusta a 1 persona

    1. Perdón perdón perdón; mira que te ha durado el sabor amargo! Lo que pasa es que eras tan cagón que no me pude contener… te juro que me arrepiento y que hoy no lo haría.
      😥 otra vez te pido perdón, y claro que te quiero!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s